martes, 17 de diciembre de 2013

Las cremas de noche: grandes olvidadas y grandes aliadas

Foto: cuidadofacial.es
Seguramente cuidas tu rostro a diario con una crema hidratante que te aplicas tras tu higiene matinal. ¿Pero qué hay del cuidado por la noche? Ya hemos visto en otros posts lo importante que es desmaquillarse todas las noches y limpiarse bien la cara pero debemos ir un paso más allá e incluir un tratamiento nocturno más extenso.

Y no es un capricho, es porque la noche es el mejor momento del día para que nuestra piel reciba nuestros mimos, puesto que entonces absorberá completamente los productos  ya que es cuando estamos totalmente relajadas. El cosmético estrella de este tratamiento de noche, después del desmaquillante, es la crema hidratante de noche.

Una buena rutina sería, por ejemplo, sobre las 23 horas, (tras cenar, lavarte los dientes y ponerte el pijama) que te aplicaras el tratamiento (desmaquillante+hidratante de noche) y posteriormente te quedaras relajada durante una media hora o una hora antes de acostarte. Así das tiempo a que penetre bien todo el producto, sin estrés y sin que se queden restos en las sábanas. Es importante, al igual que ocurre con la crema de día, escoger la más adecuada para nuestro tipo de piel.

Además, de que la piel está más relajada por la noche, por la escasa actividad, es entonces cuando nuestro organismo restaura la dermis totalmente, reparando las agresiones sufridas durante el día. Entre las 2 y las 4 de la madrugada es cuando tiene lugar el pico de actividad celular y la piel está más activa, aprovechando al máximo todas las propiedades de las cremas aplicadas.

Estas cremas además tienen ingredientes que se centran en la restauración de la piel a diferencia de las de día que buscan la protección. A los 25 años es una buena edad para comenzar a aplicar este tipo de producto tan beneficioso y sobre todo para adquirir una rutina que debemos seguir siempre.

Cuando compruebes cómo avanza tu piel, cuidándola también por la noche abandonarás la pereza y será una de tus preferencias. ¡Seguro!

No hay comentarios:

Publicar un comentario